Zona Privada Galería Videos Audios Documentos
Hermanas de Nuestra Señora de la Consolación
Noticias
Noticias

Noticias

 · 

Provincia Mª Rosa Molas

PRESENTACIÓN DEL MARCO ESTRATÉGICO
PRESENTACIÓN DEL MARCO ESTRATÉGICO
PRESENTACIÓN DEL MARCO ESTRATÉGICO
 Ha sido una experiencia muy buena, sobre todo para nuestro grupo, que somos todavía “preescolares”, en esta andadura de misión compartida. Hemos experimentado el gozo de reencontrarnos con los otros hermanos de Chiapas y Monterrey, escucharlos, compartir experiencias, platicar…, La presentación del Marco Estratégico, me ha gustado y nos ha gustado mucho, el saber que somos parte importante dentro de la gran Familia de la Consolación, el ver cómo vamos creciendo en el ser consciente de que el carisma no sólo es de las Hermanas…, ahora tenemos todo un reto, compartir el carisma, con los más desfavorecidos y con los jóvenes, salir de nosotras mismas para ir en busca de quien nos necesite, no quedarnos paradas, acomodadas en nosotras mismas… Gracias a la Congregación, por hacernos partícipes de esa “guía”, de ese faro, que es el Marco Estratégico, el cual nos va a guiar a nuestra Familia , en este próximo sexenio…, va a marcar la pauta y nosotr0s, Hermanas y laicos,  pondremos la creatividad, para ser esos  “odres nuevos” llenos del “vino nuevo” de la cercanía, la entrega, el servicio, la comunión… “Aquí estoy Señor, Tú me has llamado”. Gracias a las Hermanas por compartir codo a codo, día a día, la misión confiada a cada uno desde su propia vocación.  Grupo de la comunidad de Morelia Claudia Iveth López- Responsable -.    El Marco Estratégico, nos invita: Anunciar la alegría de la consolación de Dios y a la misión  compartida de las hermanas A ir más allá, a ese encuentro  de las culturas y la encrucijada hacia un camino de acogida y de amor mutuo A ser odres nuevos y aprender a descubrir a Jesús en el rostro de los demás con audacia y profetismo. Le doy gracias a Dios por este encuentro, por compartir nuestras experiencias con los demás laicos y ser Familia Consolación. Aquí estoy , Señor, Tú me has llamado…                                                                                                   Myryam Aranda Grupo comunidad de Monterrey
MISIONES, 2018 en San José de las Torres, Morelia, Michoacán
MISIONES, 2018 en San José de las Torres, Morelia, Michoacán
MISIONES, 2018 en San José de las Torres, Morelia, Michoacán
Este año, invitadas por el párroco de Santa María del Guido, Padre Jesús Chicano, hemos compartido la Semana Grande, con la comunidad de San José de las Torres, la Hna. María Lilia y María y la joven Sandra, antigua alumna del Instituto Huixtla;  una comunidad, formada por doscientas cincuenta familias. Los tres primeros días, sólo pudimos asistir por las tardes, ya que la mañana estábamos en la Guardería. Han sido días muy llenos, en los que hemos aprendido de la sencillez de esas gentes , al  compartir lo poco que tienen contigo, … siempre el misionar en estas fechas, es un reconocer, una vez más, el gran amor que Dios nos ha tenido y nos tiene, cómo todo un Dios, no le importó a pesar de ser Dios, rebajarse, humillarse, para darnos ejemplo… , su gran amor lo llevó a quedarse siempre con nosotros… En el “Via Mundis”, fuimos recorriendo el sufrimiento de nuestros hermanos, por falta de trabajo, por tener que salir de “su casa”, por ser víctima del narcotráfico, de la violencia…, En la Vigilia Pascual, vivimos el gran gozo de la Resurrección del Señor y la de cada uno de nosotros. El gozo de saber que tenemos un Dios vivo, que está y camina con cada uno de nosotros… Gracias Señor, por  permitir vivir la experiencia de la Pascua, con estos hermanos nuestros, gracias por la oportunidad de darte a conocer y poder llevar y ser para con ellos ese instrumento de  misericordia y consolación. Hemos quedado emplazadas, con el grupo de jóvenes catequistas para realizar algunos encuentros. Hna. María Lilia Rangel
JUVENTUDE EM PARADA PELA PAZ!
JUVENTUDE EM PARADA PELA PAZ!
JUVENTUDE EM PARADA PELA PAZ!
Na paróquia São Sebastião, em Areado acolhemos os Jovens dos grupos: Revolução Jesus (Monte Belo) e Sarados em Cristo(Areado) para a ação PARADA PELA PAZ, devido ao grande susto pelo assalto aos bancos ocorrido em nossa cidade. Fazendo eco da Campanha da Fraternidade que nos faz refletir sobre a superação da violência e a promoção da PAZ, os jovens acompanhados por Pe. João Batista da Silva, nosso pároco, Irmãs da Consolação e equipe de coordenação,  foram entregando as pessoas que passavam pelas ruas centrais, o panfleto sobre a Paz e por meio de músicas, testemunhos convidavam outros jovens a se aproximar e celebrar a Paz. E, pela noite celebramos a Eucaristia em ação de graças pela Juventude, especialmente pelo grupo Sarados em Cristo,  que completouum ano de caminhada, nesta busca de ser mais de Deus. “Bem-aventurados os pacificadores, pois serão chamados filhos de Deus” (Mt.5,9)
SALIDA A MISIONAR PARA CONSOLAR
SALIDA A MISIONAR PARA CONSOLAR
SALIDA A MISIONAR PARA CONSOLAR
La experiencia de misiones cada año es una nueva oportunidad para caminar junto al Señor Jesús viviendo su pasión, muerte y resurrección; pero en está ocasión fui enviada a la comunidad de San Antonio (Municipio de Molango, Hidalgo en el Edo. de Pachuca) donde la gente sencilla me acogió con gran cariño y afecto, pude compartir con los niños, jóvenes y adultos la alegría de la consolación de Dios. Aprendí mucho de sus costumbres y tradiciones al visitar a cada una de sus familias y compartir con ellas la fe en el Señor. Le doy gracias a Dios por todo lo vivido en esa comunidad porque la gente compartía lo que tenía: su ser y hacer. Me sentí llamada a vivir como ellos la fraternidad y solidaridad que se tenían unos a otros para ayudarse. Ahora el Señor Jesús me invita a vivir desde la fe y confianza los acontecimientos de la vida cotidiana para dar testimonio de su Resurrección y proclamar como María Magdalena “resucitó de veras, mi amor y mi esperanza”.  
¿Cuántos panes tienen?
¿Cuántos panes tienen?
¿Cuántos panes tienen?
Con cinco panes y dos peces, unido a la buena voluntad y solidaridad de un pequeño niño, Jesús multiplicó el alimento hasta saciar a la muchedumbre. Nuestra comunidad del Colegio de Caracas, el día de ayer, vivió también el milagro del compartir. En medio de la situación que atravesamos como país, siempre quedan abierto los espacios para favorecer el encuentro, la comunión y el compartir de lo poco que tenemos, pero que con la ayuda de muchos “pequeños” como el del evangelio, que comparten de sus cinco panes y dos peces, se multiplican y alcanza para una gran multitud. Celebramos el regalo de la vida que nos trae Cristo resucitado, y lo hicimos saliendo al encuentro de nuestros hermanos que trabajan con nosotras todos los días en esa escondida pero gran labor del mantenimiento del Colegio. En un clima de sencillez, cercanía y alegría compartimos el almuerzo y un momento de fraternidad. En estos momentos tan difíciles que vivimos, encontramos la fuerza del resucitado que por medio de sus dones va animando cada día nuestra entrega, aun cuando todo resulta adverso y cuesta arriba.  Damos gracias a todos los que hicieron posible este compartir y gesto solidario con sus “cinco panes y dos peces”  Comunidad del Colegio de Caracas
PASCUA JOVEN: AMANDO ATÉ O FIM
PASCUA JOVEN: AMANDO ATÉ O FIM
PASCUA JOVEN: AMANDO ATÉ O FIM
Al principio parecía que iba a ser y, realmente fue… una locura; pero también fue una gran experiencia de Dios. El Jueves Santo abríamos las puertas de nuestra casa a 15 jóvenes que aceptaron con ilusión la propuesta de vivir esos días de Semana Santa de una manera diferente. Se trataba de un encuentro de oración y servicio. Por eso, participamos de las celebraciones de la comunidad y tuvimos momentos de oración y de compartir fe. De esa manera, tomaban sentido las distintas experiencias de servicio que realizamos. Nuestro Via Crucix tuvo como recorrido las casas de ancianos y enfermos del barrio. Comnpartimos una tarde con los niños de la zona más carente del barrio y dedicamos momentos de servicio a los ancianos del asilo. Momentos intensos y profundos para vivir estos días como Jesús lo hizo durante toda su vida: cerca del Padre y sirviendo hasta el final. Los jóvenes llenaron nuestra casa y el barrio de alegría. Su participación generosa y espontánea fue reflejo de todo el amor que tienen dentro y que desean dar a manos llenas. Sus preguntas, sus inquietudes, su mirada,… fue también para nosotras un estímulo y renovación de nuestra vocación, impulsando el deseo de más amar y servir desde nuestro carisma particular. La presencia de los laicos de la Consolación, tanto en la preparación como en la participación, fue todo un regalo y una muestra de que la Familia Consolación trabaja unida por el Reino. Que el Señor bendiga a todas las personas que participaron de esta Pascua para que la semilla plantada dé fruto.
1
2
3
4
5
volver